Tag: Bishop Mark J. Seitz

Diocese offers assistance for victims of sexual abuse / La Diócesis ofrece asistencia a las víctimas de abuso sexual

CoatColor

Diocese offers assistance for victims of sexual abuse

Bishop Mark J. Seitz once again invites anyone who has been a victim of sexual abuse by a priest, deacon, religious or any minister of the church, to contact the Victims Assistance Coordinator,

Mrs. Susan Martinez, LCSW,

(915) 872-8465 or the Chancery, (915) 872-8407.

The Church desires the healing of any one that has been harmed.

La Diócesis ofrece asistencia a las víctimas de abuso sexual

El Obispo Mark J. Seitz nuevamente invita a cualquier persona que haya sido víctima de abuso sexual por un sacerdote, diácono, religioso o ministro de la iglesia, para que se comunique con la Coordinadora de Asistencia a Víctimas,

Sra. Susan Martínez, LCSW,

(915) 872-8465 o con la Cancillería, (915) 872-8407.

La Iglesia desea sanar a toda persona que haya sido lastimada.

Breaking ground for catechetical classrooms

mar12-2

mar12-1

 

El Paso Bishop Mark J. Seitz, in top photo with stole, is joined by Father Saul Uribe pastor, parish staff, and parishioners in blessing the site for St. Peter and Paul Parish new religious formation classrooms in January.

Bottom photo: Bishop Seitz and the group turn the first shovels of ground for construction of the new parish facility.

Diocese offers assistance for victims of sexual abuse / La Diócesis ofrece asistencia a las víctimas de abuso sexual

coat

Diocese offers assistance for victims of sexual abuse

Bishop Mark J. Seitz once again invites anyone who has been a victim of sexual abuse by a priest, deacon, religious or any minister of the church, to contact the Victims Assistance Coordinator,

Mrs. Susan Martinez, LCSW,

(915) 872-8465 or the Chancery, (915) 872-8407.

The Church desires the healing of any one that has been harmed.

La Diócesis ofrece asistencia a las víctimas de abuso sexual

El Obispo Mark J. Seitz nuevamente invita a cualquier persona que haya sido víctima de abuso sexual por un sacerdote, diácono, religioso o ministro de la iglesia, para que se comunique con la Coordinadora de Asistencia a Víctimas,

Sra. Susan Martínez, LCSW,

(915) 872-8465 o con la Cancillería, (915) 872-8407.

La Iglesia desea sanar a toda persona que haya sido lastimada.

Bishop Seitz names new director for Office of Worship

Bishop Mark Seitz has named Sister Doris Mary Turek as new director of the Office of Worship for the Diocese of El Paso. She will begin her assignment in the beginning of December. A member of the School Sisters of Notre Dame (SSND), Atlantic Midwest Province, Sister Turek

Sister Turek

Sister Turek

was born in Baltimore, Maryland, and entered the School Sisters of Notre Dame in 1965 She received a bachelor’s degree in Spanish and education from Notre Dame of Maryland University and a master’s in education, with distinction, from Arcadia University, in Pennsylvania. Sister Turek attained a doctorate in law from the Beasley School of Law, Temple University, and was admitted to the Bar in New Jersey and Pennsylvania. She taught at various Catholic parochial elementary and high schools from 1968 to 1985, and was appointed program coordinator of the Hispanic Diaconate and the Church Ministry Program at Saint Charles Seminary, Wynnewood, Penn,, 1985-1990. She was appointed program coordinator of Liturgy and Music with Hispanics, Archdiocese of Philadelphia, 1985-1990.. Sister Turek was founding executive director of the National Hispanic Institute of Liturgy with offices at The Catholic University of America in Washington, and was an adjunct Professor at The Catholic University of America and at The Washington Theological Union in Washington, DC, 1996 to the 2009. She has been multicultural specialist in the Secretariat of Divine Worship, the United States Conference of Catholic Bishops in Washington.

Foundation hosts schools fund raising breakfast

8-3

During the Prayer Breakfast for El Paso Catholic Schools
Foundation for the Diocese of El Paso board members and Bishop Mark J. Seitz accept a check from Josh Hunt, President of the Hunt Family Foundation, to provide scholarships for Catholic school students.

Special to the Rio Grande Catholic The Foundation for the Diocese of El Paso hosted a Catholic Schools Prayer Breakfast Oct. 17. The event, “Sharing in the Future of Catholic Education,” was an opportunity for all Catholic school alumni, parents, and parents/grandparents of alumni to join in prayer for El Paso’s Catholic schools. In addition, the Foundation kicked off a 4-year campaign to raise $1 million in new funds for Catholic school endowment funds. Every dollar contributed to this campaign goes to the endowment fund of the school or schools donors designate. Each dollar is then invested to grow according to the socially responsible investment guidelines of the Catholic Church, and distributions from the endowment funds are made available for the schools to use for financial aid and much need operating support. Josh Hunt, President of the Hunt Family Foundation, also presented a check for $125,000. This grant from the Hunt Family Foundation will be distributed over 5 years to provide scholarships for low-income families not currently in Catholic school. Each of the 11 Catholic schools will have a “Hunt Scholar” beginning in the 2014-2015 school year. To learn more about the difference you can make by giving to one of our 11 Catholic schools, call the Foundation at (915)872-8412 or visit www.elpasodiocesefoundation.org.

Ya vienen las Asignaturas de los Sacerdotes!

Queridos integrantes de la Iglesia de El Paso:

Ustedes me han concedido un gran privilegio con su amable hospitalidad. Les estoy enviando esta carta por los medios a nuestro alcance porque creo que es un buen tema de reflexión para

InSeitz By Bishop Mark J. Seitz

InSeitz
By Bishop Mark J. Seitz

todos. La gran mayoría de las parroquias no verán a sus sacerdotes siendo transferidos en un futuro inmediato pero esto es parte de la vida de la Iglesia. ¡Ya vienen las Asignaturas de los Sacerdotes! Jesús dijo a sus discípulos “Vayan por todo el mundo y anuncien la Buena Nueva a toda la creación.” (Mc. 16,15) Ya que cada Cristiano tiene esa responsabilidad, este mandato de “vayan” es pertinente de forma particular para aquellos a quien Jesús llama a servir a su pueblo como sacerdotes. Hay diversas formas de cómo viven los sacerdotes esta vocación, pero así sean sacerdotes religiosos o diocesanos encontrarán que, a excepción de los sacerdotes que sirven en los monasterios, todos los sacerdotes están llamados a estar listos para ir de un lugar a otro por amor al Evangelio. Así como Jesús, en su camino encontró lugares donde no querían recibirle. Con frecuencia fue de todas formas. Hubo otros lugares donde se vieron sus maravillas, donde vivieron la experiencia de su amor y le rogaron que se quedara. A ellos Jesús les explicó la necesidad de seguir su camino. De muchos modos ésta dinámica no ha cambiado hoy en día. Hay sacerdotes quienes van a un lugar en particular y algunas veces no son bien recibidos. Esto puede ser por las idiosincrasias del sacerdote (me parece que todos las tenemos). O simplemente es porque nosotros los humanos nos resistimos al cambio, aun cuando éste sea para bien. También hay sacerdotes quienes vienen a una comunidad, logran muchas cosas buenas y llegan a ser muy queridos por aquellos a quienes sirven. Es esos casos la comunidad puede resistirse al llamado del sacerdote a otro lugar. Se entiende sobremanera que deseen que este sacerdote se quede con ellos. En mi vida como sacerdote siempre he encontrado que mudarse es difícil. Después de algunos años de servicio llegué a sentir como si de verdad fuera parte de la familia parro quial. Podía ver a la congregación el domingo y reconocer a tantos rostros de personas a quienes tuve el privilegio de acompañar en momentos de gran alegría y de tristeza. Veía a mi alrededor y me decía a mi mismo, “Ahí está la familia Smith con su nuevo bebé a quien bauticé. Ahí esta Mary, a quien ungí hace pocas semanas en el hospital. Ahí están Juan y Lupe, con sus niños. Recuerdo su boda. Ahí está José a quien se le murió su esposa el año pasado. Tuve la oportunidad de caminar con ellos desde el momento en que ella fue diagnosticada con cáncer hasta el momento cuando Dios la llamó a casa.” Particularmente, como una persona célibe encontré a mi familia en la comunidad parroquial donde serví. Mi partida no fue fácil para mi y la gente ciertamente manifestó que fue difícil para ellos también. Sin embargo, aceptar una nueva asignatura fue importante para mi en mi vocación y en mi camino espiritual. Fue una oportunidad para mi de concretar mi promesa de estar dispuesto al Señor e ir a donde fuera enviado. Fue a manera de recordatorio para mi que en esta vida no tengo un hogar permanente. Todos solamente estamos de paso. Fue también una vivencia de libertad. La promesa de obediencia que hice el día de mi ordenación significó no tener una carga en la decisión de la voluntad de Dios para mi vida respecto a mi servicio. Confié en que el Espíritu Santo guió mi peregrinaje de mejor forma que si yo lo hubiese planeado. Aquí en la diócesis ha habido relativamente pocos cambios de sac erdotes en años recientes. Me parece que muchos de nosotros, tanto sacerdotes como laicos, estamos conformes con las cosas como están hasta hoy. Pero el cambio es inevitable. Hay algunas vacantes, las más notables, la Catedral y Santa Teresa enCoat Presidio, las cuales necesitan ocuparse pronto. Cuando vacantes como éstas se ocupan inevitable mente otras quedan abiertas. Tendremos una ordenación en diciembre, por lo cual estoy muy agradecido con Dios, Diacono Allan Oluch Alaka. Él necesitará una primera asignatura. He formado un consejo de personal compuesto por sacerdotes de la diócesis. Ellos son: Monseñor David Fierro, Padre John Telles, Padre Frank López, Padre Saúl Pacheco, Padre Joe Molina y el Padre Tony Celino. Estoy trabajando con ellos para encontrar la mejor forma de cubrir éstas necesidades que tenemos ante nosotros. Y estamos orando con fervor para que esto se haga con la guía del Espíritu Santo. Para concluir, quizá sus sacerdotes no serán cambiados. Sin embargo, si su sacerdote recibe el nombramiento de una transferencia, les pido que hagan todo lo posible para apoyarles. Díganles cuánto los quieren, pero a la vez no se encariñen mucho con ellos. Esto hará que el cambio sea más difícil para ellos. Por favor denle la bienvenida a los sacerdotes que lleguen a su comunidad. Háganles saber que ellos encontrarán en ustedes una familia que los amará y los apoyará mientras ellos hacen lo mejor para ser un símbolo de Cristo entre nosotros. Fraternalmente en Cristo,

Museum offers graphic view of El Paso Diocese history for young people

Special to the Rio Grande Catholic

The Diocesan Centennial Children’s Museum will help children and youth experience the history of the diocese as it enters itsoct7 100th anniversary year, said Veronica Rayas, director of the Diocesan Religious Formation Office. Bishop Mark J. Seitz presided at the grand opening of the museum Sept. 4 on the grounds of the Pastoral Center, 499 St. Matthews St.. Rayas said the museum will help children learn about the diocesan “Heritage of Faith – Misión de Esperanza in a way that encourages them to explore, play and even dress up.” The museum “is geared towards children but all are invited to take part in the experiences and learn about the important men and women who have built our diocese,” she said. Children will have the opportunity to experience key moments in diocesan Church history such as the founding of the missions, the first churches and significant men and women like the Franciscans, Padre Carlos Pinto, the Daughters of Charity and Sisters of Loretto, Rayas said. “In the history of our diocese there are significant men and women who have evangelized and served the needs of our diocese,” she said. “ They are our heroes and we hope to share their stories with the children in our diocese.“ The museum will be open 9 a.m.–1 p.m. Saturdays through Oct. 19, and also by appointment on Tuesdays by calling (915) 872-8432

oct9oct8

Bishop Mark Seitz, photo top right, stands at the door of the El Paso Diocese Centennial train Sept. 4 as he welcomes visitors to the opening of the Children’s Centennial Museum on the Pastoral Center campus. Photo at bottom right: Bishop Seitz stands near the exhibit featuring Jesuit Father Carlos Pinto, who has been called “the apostle of El Paso.” Photo right  Father Tony Celino, chancellor of the diocese, and Veronica Rayas, director of religious formation, tour the exhibits of the Children;s Centennial Museum. Christ Chavez photos

St. Raphael School hosts Catholic Schools Mass

The first week in September, St. Raphael School hosted the Catholic schools from across the Diocese of El Paso in welcoming Bishop Mark Seitz. Bishop Seitz celebrated a Mass for the students, and Msgr. Francis Smith concelebrated. September also saw St. Raphael’s Annual Parish Fall Festival with food, music and a lot of fun. The 8th grade hosted a dance and various ministries sponsored booths. The Home and School hosted a “Meet and Greet” for parents to get to know their teachers. This year St. Raphael school is introducing Parent Portal so parents can view their child’s assignments and grades through the I-Now system. Student Council and National Junior Honor Society are gearing up for Make a Difference Day. St. Raphael School has been participating in this national day of service for over ten years. We collect clothing, household goods, hygiene products and toys are collected for the local community. Last year the school family collected almost 3,000 pounds. of goods that were distributed to various organizations throughout the city and gave over 120 community service hours.

Diocese Youth Night at Diablos

 

members of the diocese’s youth program

 

Bishop Mark J. Seitz, photo at right, gets ready to throw out the first pitch at the El Paso Diocese Youth Night at the El Paso Diablos inBishop Mark J. Seitz

Cohen Stadium Aug. 26. Photo above: Bishop Seitz was accompanied by members of the diocese’s youth program and staff in participating in the game which was one of the last in the Diablo’s final season to play in El Paso.

Reunión con los Sacerdotes de El Paso

22 de agosto del 2013

       El día de ayer tuve mi primera reunión con el Presbiterio de El Paso. Para mi fue una reunión que esperaba con entusiasmo desde hace tiempo y que tuvo un gran significado para nuestra diócesis. Estuve muy complacido de ver

InSeitz By Bishop Mark J. Seitz

InSeitz
By Bishop Mark J. Seitz

presentes a un 90 por ciento de nuestros sacerdotes, diocesanos y religiosos. ¡Qué alegría ver reunido a este grupo de hombres tan dedicados, desde aquellos jóvenes que fueron ordenados hace solo un par de años hasta Monseñor William Ryan, nuestro mayor sacerdote, quien fue Ordenado desde 1948! Después de nuestro momento de oración mis primeras palabras fueron de agradecimiento por la cálida bienvenida a El Paso y por el ministerio que hacen día a día. Les aseguré que si alguna vez pudiera estar tentado a encumbrarme en mi nuevo puesto como su obispo todo lo que tengo que hacer es recordar que durante un año y medio la Diócesis funcionó, se celebraron sacramentos, se atendió a la gente, se pagaron facturas, … sin un obispo. Continué asegurándoles que tengo un gran respeto por su ministerio pues siempre he entendido a nivel personal el llamado al servicio como sacerdote parroquial. Esto es lo que he hecho principalmente durante muchos años, he tenido la oportunidad de servir como sacerdote hasta el momento que vine a El Paso. Amo, comprendo y respeto este ministerio. Les aseguré que no me estoy haciendo ilusiones. Sería imposible cumplir mi papel aquí sin ellos, ni lo quiero intentar. Cuanto más saludable y felices ellos estén tanto mejor podré llevar a cabo el cargo que he recibido del Señor. Algunas veces esto significará retos para ellos, pero la mayoría del tiempo significará apoyarlos y hacer todo lo que esté de mi parte para asegurarles un ministerio que sea fructífero y que ellos estén contentos. Mi puerta siempre estará abierta primero que nada para los sacerdotes. Yo haré todo lo que esté a mi alcance para apoyarlos en su vida y ministerio. Como muestra de esto, les compartí mi número de teléfono celular. Les aseguré que mi mayor preocupación, es su bienestar espiritual. Tenemos que ser más que nada discípulos y hombres de la Iglesia. En nuestra celebración de oración de la Liturgia encontramos el significado preciso de nuestro sacerdocio. A partir de estoCoat todo ministerio fluye. Si la gente con facilidad, por nuestra fe, nos relaciona con alguna plataforma de algún partido político es porque quizá no estamos haciendo algo muy bien. Uno de los elogios más grandes que me han dado en ministerio fue de que en una ocasión, en un lapso de solo algunas semanas cuando fui acusado de ser miembro tanto de los Comités Nacionales Republicano y Demócrata. Nuestra Fe trasciende ideologías partidistas. Creo que el Papa Francisco nos está indicando la forma de hacer esto. La región sigue siendo nueva para mi. Les aseguré que trataré arduamente de familiarizarme con ella, con su historia, geografía, con su gente y sus asuntos. Que esto tomará tiempo y que requiere de algo de paciencia. Pero se que tengo un gran tesoro de sabiduría y experiencia en los sacerdotes de la Diócesis. Necesito aprovechar toda oportunidad para escucharles y para recibir su guía. Con esto en mente nombré nuevamente a los vicarios, pro tem. Con el tiempo, tendremos un nuevo proceso para seleccionar a los vicarios. También he formado un Consejo de Personal el cual se reunirá la próxima semana por primera vez. Elegiremos y nombraremos un nuevo Consejo Presbiteral. Planeo nombrar consultores pronto. En el Consejo Presbiteral consideraremos algunas cosas, como la necesidad de un proceso de Planeación Pastoral para la Diócesis, examinaremos el pago y los beneficios de los sacerdotes, revisaremos políticas sacramentales entre otras, y las actualizaremos como sea necesario. El sacerdocio tuvo sus inicios en el grupo de presbíteros o ancianos quienes aconsejaban al obispo. Como tal, su preparación académica, su hermandad es un elemento esencial del ministerio presbiteral. Les dije que me gustaría ver que nosotros construyéramos esa hermandad. En un futuro, espero encontrar formas de acortar las distancias entre nosotros. Para lograr esto necesitamos más oportunidades de reuniones espirituales, de formación y reuniones sociales. En el tiempo limitado que tuvimos disponible traté una serie de asuntos, sabiendo que otros tendrán que esperar para otro día. Estos son algunos de los asuntos que les traté: Ambiente Seguro – Una de mis prioridades, les recordé, será la de fortalecer nuestro Programa de Ambiente Seguro. Hemos sufrido mucho en esta Diócesis por los efectos del abuso infantil. Quiero estar seguro de que estamos haciendo todo lo que está bajo nuestro poder para asegurarles a las personas que nuestras parroquias son lugares donde la gente se puede sentir segura y donde pueden ser educados acerca de esta aflicción de nuestra sociedad. Casitas – Esperamos de que las primeras Casitas San Mateo estén listas para septiembre. Veré al nuevo Consejo de Personal para tratar asuntos relacionados con la asignatura de las Casitas para los sacerdotes. Estamos también en el proceso de formar un consejo que vigile las políticas relacionadas a las Casitas, para su mantenimiento y otros asuntos. Vocaciones – Vocaciones será un gran tema para mi y para nuestra Diócesis. Necesitamos vocaciones de mujeres y hombres para toda forma de vida religiosa. Nuestra responsabilidad especial como Diócesis será la de llamar a hombres para un discernimiento de una vocación al sacerdocio diocesano. Estamos iniciando este año con 15 hombres en el seminario. Nueve de ellos están en Teología. Uno de ellos, Deacon Allan, será Ordenado este diciembre, con el favor de Dios. Les hice la petición a los sacerdotes de que necesitaremos su ayuda en este aspecto. Les dije que la mejor forma de promover las vocaciones es de que ellos sean sacerdotes felices, sacerdotes santos. Todos estos aspectos son importantes a corto plazo, pero estoy más convencido de que preparar a la gente para vivir profundamente en Matrimonios Cristianos y a formar familias vitales abiertas a la vida es absolutamente esencial. Dentro de este contexto la gente joven preguntará naturalmente cuál podría ser la voluntad de Dios para sus vidas y estar dispuestos a una entrega con generosidad. Finanzas – Gracias en gran parte al trabajo de nuestros sacerdotes con los laicos de la Diócesis todo se ve muy bien en el aspecto financiero. Actualmente estamos en saldo negro. Sin embargo, durante el interregno algo se perdió en cuanto a la Campaña de Progreso. Actualmente hay varios miles en promesas atrasadas. Les pedí considerar si hay algo que ellos puedan hacer, especialmente si sus parroquias no han llegado a la meta, de animar más a las personas a que apoyen las diversas obras esenciales de la Diócesis. Concluimos la junta con los comentarios, con preguntas y una comida. Partí de esta reunión muy animado y orgulloso por tener la oportunidad de trabajar con este gran grupo de hombres tan dedicados al servicio del Señor en la Iglesia.